​​​HISTORIA-CBA-3.jpg

​​​​Historia

Por los años 50 del siglo pasado, Santa Cruz se encontraba dando un gran salto de expansión y transformación socioeconómica, originando de esta forma la necesidad  de una mejor preparación para un pueblo en pleno desarrollo. En ese tiempo la Embajada de los Estados Unidos instaló en nuestra capital las oficinas de su Servicio Cultural e Informativo (U.S.I.S) y fue entonces, en los inicios del año 1958, donde un grupo de inquietas y connotadas personalidades tanto cruceñas como norteamericanas, entre los cuales destacan el Dr. Percy Boland, la dama norteamericana Sra. Drorothy Rydem de Foainini, el Dr. Walter Suarez y el Dr. Gil Antonio Porras, decidieron gestionar antes el U.S.I.S, la creación de un centro dedicado a la enseñanza del inglés.

La fundación del Centro Boliviano Americano de Santa Cruz se realizó el 30 de Mayo de 1958. En sus inicios el CBA utilizó las instalaciones de la USIS ubicadas en la calle 24 de Septiembre, con gran impacto en las diferentes convocatorias a las inscripciones de los cursos de inglés, hasta que en 1971, luego de haber alquilado varios locales, se trasladó a su actual edificio propio ubicado en la calle Cochabamba N°66.       

La primera junta directiva electa estuvo conformada por el Dr. Walter Suarez Landivar como Presidente; Dr. Percy Boland Rodriguez, Vicepresidente; Dr. Gil Antonio Porras Barbery, Secretario General; mientras que el Sr. Leopoldo Somer, REv. Walter Ackerlle. Dr. Dionisio Foianini, ing. Néstor Suarez, Sr. Benedicto Novillo, Sr. Walter Serranoy el Sr, Ricardo House fueron nombrados vocales y la Sra. Dorothy de Foainini como representante de la Embajada Americana. La Dirección Ejecutiva del Centro fue encomendada al Dr. Gil Antonio Porras.

Actualmente el CBA es el referente educativo, cultural y social de las nuevas generaciones que proyecta  a la sociedad civil hacia un desarrollo integral y sostenible, combinando las nuevas tecnologías en la enseñanza del idioma inglés y en sus diversas actividades culturales y sociales, como herramientas que fortalecen el proceso de formación de la comunidad en su conjunto. ​​


pie de firma.jpg